Neuropolítica | México: pobreza y fe

Por David Uriarte

Alternativo.mx / La riqueza territorial de México contrasta con la pobreza de su gente. Un país lleno de oportunidades, con niños, mujeres y ancianos, viendo la vitrina de la riqueza y fantaseando con una migaja de la misma.

Los especialistas en prometer tienen cautivos a los hombres y mujeres de fe. Así como los genes mantienen su información por miles de generaciones, la conquista mantiene un estado alterado de conciencia en los conquistados, les inyecta en su pensamiento una inmunidad que soporta cualquier grado de pobreza, les ofrece el paraíso envuelto en la esperanza redentora.

Es más fácil vender esperanza, que comprometerse a mejorar la economía de un país. Es más fácil promover la fe, que hacer un reparto justo y equitativo de las oportunidades reales de un pueblo trabajador.

La proporción de ricos es insuficiente para llevar al poder a los políticos, por eso los pobres son importantes y los necesitados, la materia prima del triunfo electoral.

En un padrón de 80 millones de electores, ¿cuántos millones son de ricos… 5 por ciento, 10 por ciento? El resto es lo que vale, el resto es lo que importa, el objetivo de las campañas es acercar a los 50 o 60 millones de pobres a las urnas.

¿Cuál es el cebo, cuál es el imán que magnetiza la mente del pobre para que entregue su voluntad en un acto de legítima democracia inducida? La promesa, la esperanza y la fe mantienen vigente la creencia en el reino de los cielos, para eso hay que ser obedientes y ordenados.

Los asesores políticos no necesitan muchas neuronas, necesitan entender la evolución de un pueblo cuya marca es el tatuaje de una creencia impregnada de miedo, culpa y vergüenza.

Solo la fe y la esperanza yugulan el impulso del coraje de una sociedad cuya hambre y sed de justicia los mantiene en la inanición racional.

La pobreza sin fe sería como una fiera sin jaula; la esperanza sin dueño sería como un grito en el desierto, esto lo saben bien los que han construido la pobreza histórica en México, los que han explotado la conquista desde 1521, y los que han construido el manual del buen ciudadano que espera en la fila cuya ventanilla no tiene quién la atienda.

Te puede interesar:

http://alternativo.mx/2018/02/injusto-warning-a-sinaloa-aqui-violento-virulo/

Share

Deja un comentario